Este festivo y ahora disponible licor, que es típicamente mezclado con jugo de fruta fresca, Sprite o agua de soda, es bastante delicioso. Se puede comprar en cualquier licorería, tienda de alimentos, bar o restaurante. La disponibilidad del guaro se generalizó después de su legalización en 1851, añadiéndose más recientemente variedades como la "Etiqueta Negra" de 70 grados y la "Cañita Superior" de 80 grados.

Su legalización se produjo cuando el gobierno de Costa Rica decidió aprobar la fabricación y el embotellamiento del guaro en un intento de acabar con la secreta producción casera del mismo. Aparte de querer capitalizar y poder gravar este tesoro nacional, era importante para el gobierno poder asegurar que el guaro se fabricaba y se sigue fabricando de forma segura ya que mucha gente lo bebía. Aunque todavía existen destilerías caseras clandestinas en Costa Rica, la mayoría están produciendo vinos de palma y ya no hacen guaro.

El nombre Cacique tiene su propia historia. Entre 1977 y 1980, el Museo Nacional de Costa Rica descubrió y excavó uno de los mayores asentamientos indígenas justo en las afueras de la ciudad de Grecia, que es también donde se encuentra la Fábrica Nacional de Licores de Costa Rica. El nombre Cacique, que significa "jefe", fue elegido para honrar este increíble hallazgo arqueológico e histórico.

Incluso después de 160 años, el guaro ha seguido creciendo en popularidad, especialmente entre los visitantes. Aunque no se puede comprar fuera de Costa Rica, puede ser enviado internacionalmente. En los últimos años, las versiones piratas del guaro han entrado en el mercado, pero no hay una versión como la original. Es un licor ideal para llevar a tus amigos y familiares para beber juntos mientras compartes tus increíbles historias de tu viaje a Costa Rica.